La inteligencia lingüística

La inteligencia lingüística.

La capacidad de dominar el lenguaje y poder comunicarnos con los demás es algo común en todas las culturas. Desde el nacimiento aprendemos a usar el idioma como la principal manera de comunicación eficaz.

La inteligencia lingüística hace referencia a la habilidad tanto para la comunicación verbal como para la escrita. Un mayor y mejor dominio de estas capacidades denotan una inteligencia lingüística superior o más desarrollada. Ejemplos claros los encontramos en profesiones tales como políticos, escritores, periodistas, etc.

A menudo oímos hablar de alguien a quién se le dan fenomenal los idiomas o que posee una gran fluidez verbal. Te has preguntado alguna vez por qué a unos se les da mejor que a otros el manejo del lenguaje?

 

La respuesta la podemos encontrar en el concepto de las inteligencias múltiples. La inteligencia lingüística o verbal se engloba dentro de esta teoría formulada por el psicólogo Howard Gardner en contraposición al concepto de inteligencia única. La inteligencia deja de ser considerada como algo unitario y se transforma en una serie de elementos independientes, un conjunto de capacidades específicas con distinto nivel de generalidad. Se reconocen ocho tipos distintos, todos ellos necesarios y presentes en todos los individuos pero combinados en grados distintos.

  • Inteligencia intrapersonal. Hace referencia a la capacidad de auto comprensión y control de la propia vida sentimental y emocional.
  • Inteligencia interpersonal. Se refiere a la comprensión de las intenciones y sentimientos de los demás.
  • Inteligencia lingüística.
  • Inteligencia espacial. Referida a la representación visual de ideas y a la creación de imágenes mentales.
  • Inteligencia musical.
  • Inteligencia lógico-matemática.
  • Inteligencia naturalista.
  • Inteligencia corporal-cinética.

Independientemente de nuestra predisposición natural para destacar en un tipo u otro de inteligencia, todos podemos realizar actividades para “volvernos más inteligentes” y entrenar en aquellos campos que más nos interesen o necesitemos reforzar.

En el caso de la inteligencia lingüística se puede potenciar con la realización de distintas actividades adecuadas a cada edad y nivel de aprendizaje. Desde juegos de palabras, narraciones de cuentos, lecturas, escritos, debates y el estudio de diversos idiomas. Todas ellas sin duda harán que desarrollemos y reforcemos nuestra área verbal, haciéndonos más hábiles a la hora de escuchar, hablar, leer y escribir lo que a su vez nos ayudará a pensar, aprender, comunicarnos y resolver problemas de forma efectiva.

La teoría de las inteligencias múltiples nos presenta por tanto una comprensión más amplia del ser humano y de las distintas formas que tiene de aprender y manifestar sus conocimientos intelectuales y sociales.

Detectar nuestras propias habilidades, intereses e inteligencias desarrolladas nos será útil a la hora de mejorar nuestros planes y métodos de estudio y así aprender mejor, con mayor grado de motivación y efectividad, acomodando el proceso no sólo a nuestras necesidades, sino a nuestro potencial, preferencias y gustos.

Miembros de:

      

EXAM PREPARATION CENTER

Centro de Idiomas Santa Ana
Calle Pasión, 10
47001 Valladolid
983 358 242
info@idiomassantaana.es

Register and Claim Bonus at williamhill.com